jueves, 22 de octubre de 2009

Ser madre, lo más lindo que le puede pasar a una mujer

¿Cuántas veces hemos escuchado esta frase trillada? ¿Cuántas veces hemos leído en una revista que tal actriz consiguió su "rol más lindo: mamá"? ¿Cuántas veces han entrevistado a mujeres sobre su maternidad y han elegido contar experiencias siempre positivas?

Y como corolario, ¿cuántas veces hemos escuchado que el embarazo y el parto son los momentos más lindos que puede vivir una mujer? ¿Cuántos testimonios hemos escuchado acerca de lo hermoso que es llevar un ser en el vientre, y el momento único que es el alumbramiento, y toda una serie de descripciones llenas de rosas y corazones sin ninguna sombra?

¿Y cuántas veces nos han dicho que "lo mejor para el bebé es darle la teta durante dos años"?

Todos estos discursos son muy lindos, pero completamente culpabilizadores para las mujeres que no viven las cosas de esa manera. Y las hay. Y muchas. Y el choque con la realidad puede ser terrible para todas aquellas que se comieron el discurso de que todo es siempre lindo, y para las que embarazo, parto, lactancia y maternidad terminan siendo sinónimo de dolores, molestias, heridas, degarros, o depresión.

Olvidemos por un momento que se puede ser mujer y no tener ni querer hijos, y que la felicidad de una mujer no pasa necesariamente por la maternidad, que existen muchísimas maneras de sentirse plena sin necesidad de pasar por tener cría.

Olvidemos también por un momento que un embarazo no deseado puede ser vivido como una tortura o una violación (ni hablar un parto no deseado).

Hablemos solamente de las mujeres que quieren tener hijos y deciden por voluntad propia quedar embarazadas.

Pero... ¿por voluntad propia? Desde el vamos, esta decisión muchas veces no es tal, sino impuesta socialmente. Nos machacan tanto el cerebro con que tenemos que tener hijos sino no vamos a ser felices (ni bien nacemos nos enchufan muñecas y nos enseñan a cambiarle los pañales, nos hablan de "cuando" tengamos hijos, nunca de "si" tenemos hijos, etc.) que la inmensa mayoría de las mujeres ni siquiera se plantea si los quiere realmente o no. Ni se lo cuestiona. Hay que tener hijos para ser una mujer feliz y plena, punto y aparte.

Pero además, en general, no saben bien en qué se meten. Creen que tener hijos es mirarlos jugar y crecer y morirse de amor viendo sus caritas de ángeles inocentes. Recientemente, una amiga que trabaja en su casa me contó que cuando decidió tenerlo, sin pensarlo demasiado, estaba convencida de que con su bebé, podría seguir trabajando sin problema, mientras él jugaba solo. "Pensé que estaba buenísimo porque podría trabajar, y al mismo tiempo tenerlo cerca para abrazarlo y darle besitos cuando se me antojara", me dijo, visiblemente influenciada por la imagen siempre positiva y libre de problemas que se da de la maternidad.

A los pocos días de nacer el bebé, se dio cuenta de la realidad que le ocultaron. El bebé se la pasa llorando, cada dos o tres horas hay que dejarlo todo para amamantarlo, la sesión muchas veces dura más de media hora y te deja agotada, cuando no dolorida, es imposible dormir a la noche, con lo cual lo único que una quiere durante el día es descansar, y eso no se puede porque el bebé es muy demandante. Y cuando crece y empieza a gatear, peor todavía, hay que vigilarlo constantemente, estar con él, jugar con él. ¿El padre? Bien gracias, afuera todo el santo día.

¿Alguien le advirtió de que sería así? ¿Alguien le contó: "Mirá que la cosa no va a ser tan fácil, que ocuparse de un bebé las 24h del día es agotador y que es probable que el padre a lo sumo cambie un pañal cuando vuelva de trabajar"?

No. La gente prefiere obviar esos detalles y hablar solamente de lo "lindo" y "enternecedor" que son los bebés. Tan enternecedores que más de una vez escuché a amigas que acababan de tener a un bebé que tuvieron la fantasía de tirarlo por la ventana después de escucharlo gritar desaforadamente durante una hora seguida sin que nada pudiera calmarlo... O que se aburrían soberanamente al cabo de dos semanas de llevarlo a la plaza y no saber qué más hacer con un ser cuya conversación es muy limitada y que no nos ayuda precisamente a realizarnos como personas.

Claro que me contaban eso con un cargo de culpa enorme, pensando en lo espantosas que eran por decir eso, cuando todos te aseguran que ocuparse de un bebé es la actividad más gratificante del planeta.

Pero parece que esas cosas no se cuentan, a ver si las mujeres empezamos a pensarlo dos veces y nos negamos a tener hijos, o en todo caso retrasamos el momento de tenerlos. O exigimos que sean nuestros compañeros los que se queden en casa y nosotras vayamos a trabajar...

En cuanto a embarazo y parto, lo mismo. El discurso mayoritario es: "Bueno, sí, en el embarazo hay molestias, en el parto hay dolores, pero después, estás tan feliz que te olvidás de todo". Y sí... Mejor olvidarse, porque a veces el parto puede ser una tortura tal que si una no se olvida, no se vuelve a embarazar ni de casualidad.

El embarazo, momento de plenitud para la mujer... Sí, y momento de náuseas, de vómitos, de hemorroides, de infecciones urinarias, de retención de líquidos, de várices, de estrías, de dolor de espalda.. Pero no te cuentan esos "pormenores". Y si lo hablan, te lo minimizan: ¿cómo te van a importar algunas estrías si estás llevando a tu Hijo en el vientre? Por lo general, los que dicen eso son los hombres, que nunca tendrán que pasar por eso, y que aparte son los primeros en reprocharte tus defectos físicos y en dejarte por una pendeja de 20 años cuando tengas 45 y estés hecha mierda después de tres embarazos y tres partos y tengas las tetas caídas porque amamantaste durante seis años.

Y ojo con quejarse. Si te quejás, es porque no sabés apreciar ese don de la naturaleza.

Y ni hablar de la carnicería que puede llegar a ser un parto. Claro, cuando hablo de carnicería para un parto, me miran horrorizados. Yo lo lamento, pero no podría asistir ni en pedo a una operación quirúrgica, por ejemplo. No soporto la sangre, las heridas, los cortes. Y la mayoría de la gente es como yo. Pero un parto, aaaaah, un parto es distinto, un parto es hermoso...

¿En qué es hermoso? No porque al final haya un bebé de por medio deja de ser, en el mejor de los casos, muy impresionante (¿cuántas historias escuchamos de padres que se desmayan?), y en el peor, repugnante. En un parto, no solamente hay sangre y cortes (la episiotomía, inútil en el 90% de los casos, pero muy cómoda para el obstetra, y de la que nunca hablan, te la imponen sin preguntarte), sino también mierda. Y sí, es probable que una persona, si puja mucho, se cague (y no hablo de los hemorroides, con la mierda creo que me hago entender lo suficiente).

¿Cuentan eso a las mujeres que van a dar a luz por primera vez? No, o se minimiza. Como si cagarse delante de varias personas fuera una anécdota. Un acto que durante nuestra vida entera hemos hecho en total intimidad, porque tenemos pudor, y que hemos tratado de tapar con música en el momento decisivo o con desodorantes de ambiente para que nuestra pareja no se entere, de repente lo hacemos delante de nuestro compañero, las/los enfermeras/os, las parteras, el o la médico/a, con ruido, olor y todo... Y se supone que no nos tiene que importar, no nos tiene que dar vergüenza o asco. De repente, ya no somos seres humanos con pudores, somos animales y tenemos que sentirnos únicamente animales.

Y nuevamente, ojo con quejarse. Si lo hacemos, es porque no entendemos lo hermoso del asunto...

Solamente a las mujeres se pide que se olviden de conceptos como el pudor, la vergüenza. Muchos hombres afirman que en ese momento te olvidás de esos conceptos, ¿pero acaso ellos estarían dispuestos a perder el pudor así nomás? ¿Ni un poquitito de vergüenza les daría cagarse delante de su compañera? Cuando pregunto a un hombre si cagaría delante de su compañera, me dice: "Ni en pedo". Pero cuando le comento algo acerca de la vergüenza que puede sentir una mujer en el momento del parto, contesta: "Ah, pero no es tan grave, en ese momento no te importa nada".

Yo no creo que nadie, ni hombre ni mujer, pueda cagarse con las patas abiertas delante de todos (y en particular delante de su compañera/o) y no sentir vergüenza. Pero algunos hombres son los primeros en decir: "Peeeeero, cómo te va a dar pudoooor, estás dando a luz a tu bebéééé, es el momento más lindo de tu viiiiiida, qué te importa ese detaaaaalle". Sí, y mientras tanto ellos están vestidos y de pie al lado nuestro, no cagando delante de todos con una enfermera limpiándoles el culo como si fueran bebés.

Si cagarse delante de todos es tan anecdótico, propongo que el hombre, antes o después del parto, cague delante de su compañera, tirado en la cama y con las piernas abiertas. Así, ambos se habrán visto en esta situación tan vergonzoza y estarán a mano.

Luego viene el momento de amamantar, con el verdadero terrorismo psicológico que existe alrededor de un acto que tendría que relevar de la voluntad de la mujer y únicamente de la mujer, dado que se trata de su cuerpo.

Que tenga información acerca de las ventajas y desventajas de cada una de las opciones, me parece bárbaro. Esta entrada es justamente acerca de tener la mayor cantidad de información posible. Pero decretar así nomás que, en todos los casos, "lo mejor para el bebé es la teta hasta los dos años", me parece horriblemente culpabilizante para las mujeres que no pueden o no quieren amamantar, o no lo quieren hacer tanto tiempo.

He visto a una amiga mía llorar del dolor cada vez que amamantaba, la he visto llorar desde antes mismo de que el bebé se acercara a su pecho sabiendo el dolor que la esperaba. Lo intentó varios días y decidió dejar de intentarlo. La culpabilizaron con todo.

¿Dar la teta llorando del dolor es realmente lo mejor para el bebé? ¿Dar la teta es siempre la mejor opción para el bebé, aunque sea con una madre estresada y odiándolo por infligirle tanto sufrimiento, como le pasó a mi amiga, que veía a su bebé como una especie de instrumento de tortura que había nacido para hacerla sufrir?

¿Hasta dónde nos van a pedir que nos sacrifiquemos con la eterna excusa del amor materno?

Yo creo que lo mejor para el bebé es proporcionarle amor y contención y cariño, no sacrificarse, hacer las cosas sin ganas, por obligación, y terminar odiándolo por lo que sentimos. Yo no creo en el sacrificio como prueba de amor. Y mucho menos para un bebé, porque lo más probable es que cuando crezca, si hemos hecho las cosas por obligación y si lo hemos padecido, le recordemos a qué punto nos hemos sacrificado por él, hemos sufrido por él, cosa que él nunca pidió, y probablemente le provoque algún tipo de trauma o de culpa.

Estos discursos culpabilizan a las mujeres que no viven su embarazo o su parto o la lactancia como una bendición y que han sufrido durante esos procesos. Se sientan malas mujeres, malas madres, entonces se callan la boca porque nadie quiere escuchar que la pasan o la pasaron mal. En todo caso, se les dice: "Cuando veas a tu bebé te olvidarás de todo". Y si no se olvidan, que se jodan.

Nena, si te dijimos que era lo más lindo del mundo, ¿qué nos venís a hinchar los huevos con tus problemitas?

Ah, y ojo con desatender a tu compañero durante el embarazo. Porque además de todos los problemas que puede acarrear el embarazo, encima se exige de ellas que sean sexys y siempre dispuestas. ¿Cuántas veces hemos escuchado que las mujeres embarazadas siempre tienen ganas de tener sexo porque tienen las hormonas a full? Y las que no sienten ganas, que están hartas de vomitar, de sentirse gordas, de que les duela la espalda y las tetas, que se jodan, encima tienen que ponerse lencería sexy y ocuparse de mantener alegre al muchacho, a ver si se harta y se va con otra... O sea, además de tener que soportar el embarazo, se tienen que ocupar de calentar a su compañero.

A mí me parece que todas estas visiones angelicales del embarazo, el parto, la lactancia, la maternidad, son para ocultar una realidad que puede ser muy distinta ("suavizar el horror", dijo mi psicoanalista), porque si las mujeres supieran todo eso, se lo pensarían dos veces antes de tener un bebé. O, en todo caso, esperarían a ser más maduras para tenerlo.

Y no estoy diciendo que el embarazo, el parto, la lactancia, siempre sean un horror. Digo que pueden serlo, y que ocultarlo a las mujeres con discursos siempre positivos no es la mejor manera de permitirles que elijan con libertad.

Sí estoy a favor de que se muestre al embarazo, el parto, la lactancia, como momentos que pueden ser positivos y agradables. Pero no estoy a favor de que se oculte que también pueden ser desagradables. Para una mujer, tendría que quedar claro que puede ser algo positivo, y también que algunas mujeres lo viven mal, porque física o psicológicamente es difícil, estresante y/o agotador, y que no pasa nada con eso, que es normal, tan normal como lo otro, y que no todas las mujeres lo viven de la misma manera.

Ninguna mujer debería sentirse culpable de vivir esos momentos como algo negativo.
Si la pasan mal, la pasan mal, y listo. Eso no quiere decir que serán malas madres u odiarán a su hijo. Creo que es mucho más probable que lo odien si, además, tienen que ocultar y callar el hecho de que sufrieron.

Tampoco estoy diciendo que hay que desalentar a las mujeres a tener hijos. Estoy diciendo que hay que darles toda la información disponible, lo bueno y lo malo, para que se puedan hacerse su propia idea y puedan hacer una elección real, y no impuesta por falsas expectativas y falsas promesas de felicidad infinita. Porque el choque con la realidad puede ser terrible si creen que todo va a ser siempre rosas y sonrisas. Y es la mejor manera de crear mujeres resentidas y que se la pasan reprochando cosas a sus hijos y haciéndolos culpables de todos sus males ("yo que sufrí 17 horas para tenerte", "yo que por culpa tuya tengo estrías", "yo que lloré todos los días amamantándote, sos un desagradecido").

Y sí, teniendo toda la información en la mano, probablemente menos mujeres tengan hijos, pero probablemente también esos hijos sean más deseados, con mayor consciencia, y criados con más placer, más entrega, más madurez y sabiduría y, sobre todo, sin rencores de ningún tipo.

PD luego de leer uno de los comentarios de mi nota: les recomiendo leer, como complemento, esta entrada escrita por una lectora de este blog. Habla más o menos de lo mismo, con un poco más de humor! :-)
.

51 comentarios:

Mariel dijo...

Excelente, increíble reflexión.

Para tener un hijo, hay que se conciente de lo que ello conlleva. Hay que tener responsabilidad y estar equilibrada -sobre todo- psicológicamente. Sin decir que, en mi opinión, es esencial el tener un compañero que esté a la altura de las circunstancias. Que sea, también, lo suficientemene maduro para ser un padre responsable y presente.

Personalmente no tengo feeling con los peques, pero si algún día tengo la brillante idea de ser mamá.. yo, al parto, no voy. Me duermen, me hacen cesárea y basta.
Y pensar que hay mujeres que se sienten "menos mujeres" por habérlos tenido así.

Tengo una tía (acá arranca la anécdota familiar) cuyas dos hijas tuvieron sus respectivos bebés por cesarea. En una reunión familar, mientras le preguntábamos sobre cómo estaba la última "nueva mamá", nos dice: "si.. al fin le tuvieron que hacer cesarea.. me salieron las dos falladas." Todavía me quiero convencer de que lo dijo en chiste.

En fin. Así estamos.

bastadesexismo dijo...

De una, yo también a cesárea. Con conocimiento de causa, por supuesto, sabiendo que la cesárea es más riesgosa, estadísticamente hablando, y que el post-operatorio puede ser largo y doloroso, cosa que no debe ser fácil cuando hay que ocuparse de una criatura recién nacida.

Pero nuevamente, ahí debería intervenir el padre para hacer su parte de trabajo.

Las reflexiones de las que hablás son, desgraciadamente, muy comunes. También muchas mujeres me han dicho que si no era por parto natural, entonces iba a ser como no haber parido... Esteeee... WTF???

Otra cosa que me causa gracia es que durante un parto natural, no se habla de vagina sino de "canal de parto". Creo que es el único órgano que cambia de nombre según las circunstancias. Todo para no decir "vagina"... A ver si asociamos un parto con una mala palabra y todo...

Superchic dijo...

excelente post.

Silvina dijo...

Me encantó. ¡Aplausos!

Anónimo dijo...

El otro día comentaba esto mismo con unos amigos. Y comenté más o menos lo mismo, lo acaramelizado que está toda la situación y cómo mucha gente no tiene ni puta idea de qué pasa realmente en un parto o un embarazo. Y dije que si llegaba a esa situación, no iba a querer a mi novio en la sala de parto. Uno de mis amigos no podía comprender por qué, e insistía en que yo tenía que quererlo ahí para que me sostenga la mano. Yo insistí en que bajo ninguna circunstancia iba a querer que él me vea de piernas abiertas chorreando fluidos varios y posiblemente cagándome encima. Y por supuesto, vino el típico sermoncito de "pero en ese momento no te va a importar!". Obviamente mis amigos varones saben más de qué voy a querer hacer yo y de si tengo que tener pudor o no durante un momento que ellos jamás van a vivir.

En fin.

Geli dijo...

Tenemos allá arriba de un altar la imagen de mujer-madre que se entrega completamente a la maternidad, casi como una mártir, dándo todo por sus hijos y quedando en tercer plano (primero el hijo y el marido). Esas mujeres son el modelo, son la vírgen María, la primera mujer violada (ejem, perdón "bendecida") y embarazada que acepta sumisamente al hijo que engendra.
Y salirse medio centímetro de ese modelo te convierte en la imagen viva del demonio, en el egoismo personificado. Basta imaginar las caras retorcidas de horror que harían muchos defensores de la maternidad al leer esto.
No hay punto medio. La gente no espera el aspecto humano de las mujeres, no pueden aceptar que no te gusten los chicos, que no te interese la maternidad, que quieras dedicarte al trabajo, a alguna causa o a recorrer el mundo. La mujer, antes de todo eso, es madre, TIENE que ser madre. Lo demás son solo pasatiempos... claro, si queda algo de tiempo.
No sé si es así en todas las culturas o heredamos esta aberración de los inmigrantes italianos con su imagen de madre de familia numerosa amasando fideos todo el jodido día, o es la religión, o es culpa de las publicidades del día de la madre, o de las muñecas que nos regalan de chicas, que les das una mamadera y se mean o lloran por atención. O todo eso. Todo el maldito sistema que complota para programarte de una única forma: incubadora con patas. Salímos del útero materno y ya nos ponen ese sello indeleble en la frente, antes de envolvernos en una mantita rosa.

Excelente entrada, espero me des permiso para pegar el link por todos lados.

bastadesexismo dijo...

Geli: claro que podés poner enlaces hacia esta entrada. Para eso escribo: para que lo que tengo para decir llegue a la mayor cantidad de gente posible.
¡Saludos!

Maboroshi dijo...

Casi siempre en tus entradas suelo encontrar frases o palabras que no me resultan del todo satisfactorias, o que son para discutir, como muchas veces lo hemos hecho en laparte de comentarios. Sin emabrgo, esta entrada está perfecta. En serio.
Es una gran maravilla de la realidad de la maternidad.
Cuado era bebé,yo era como el que tenía tu amiga, el momento del amamantamiento para mi madre era una tortura. Sin embargo, siempre lo hizo por presion, porque " no hay nada mejor que el pecho de una madre".
Y efectivamente, luego de tener la prole que mi madre si deseaba - nada de embarazo sorpresa ni nada, total y plenamente buscado - se dio cuenta que no esaba para nada bueno ser madre. (un poco tarde para darse cuenta... y eso que mi madre me tuvo a sus 30 años, muy sabia!)
Hasta el día de hoy me habla de sus "sacrificios", como si yo le hubiera pedido nacer...
Y es muy cierto eso que dices... el resentimiento, dependiendo de cuan "mente disney" tenia la mujer del embarazo hace que el hijo sea, luego, el medio pro el cual "recuperar su vida" , es decir, vivirle la vida al hijo.... y si el hijo se opone...." eres el desagradecido".... realmente el sistema está muy mal... desde la raiz :/
saludotes

Geli dijo...

Ahora me voy acordando de cosas, mi madre cuenta que dejó de darme el pecho a los seis meses porque al salirme los primeros dientes la mordí (¿imaginan lo que es la mordedura de un pibe de dos años???)Hoy por hoy no sufro ninguna consecuencia porque no me haya amamantado más tiempo.
Y otra cosa que cuenta es que cuando fue a parir a una de mis hermanas se cagó en medio de un pujo y una enfermera le dijo "mira esta asquerosa de mierda cagó todo"
Los médicos y enfermeras no siempre son personas contenedoras. Una compañera mia de secundaria contaba como las enfermeras la trataban de puta y atorranta por ser madre adolescente y soltera (seguramente si hubiera optado por abortar le habrían dicho asesina egoista).

El mundo está loco...

Adília dijo...

Independentemente do prazer de ter filh@s, de os/as ver crescer e desenvolverem-se, esta paranoia da sacralização da maternidade é mais um mecanismo ideológico para prender a mulher à natureza, de facto a maternidade é antes de mais uma função natural que qualquer mulher pode realizar e bem vistas as coisas não há nessa função nenhum mérito particular, mas á sociedade de supremacia masculina a mistificação serve perfeitamente para manter as mulheres contentes consigo mesmas e menos interessadas em outro tipo de conquistas que ficarão a cargo dos homens com as consequencias que já conhecemos.

Anónimo dijo...

La mama de "Basta de sexismo", les dice a todos que yo eligi tener 2 hijos, que para mi fue una experiencia extraordinaria, que no me arrepenti nunca, que lo de tener hijos o no, es algo intimo, fuera de conveniencia social, de moda, una mujer decide tener hijos o no, libremente, conociendo todas las consecuencias, que todas salimos de una larga cadena de mujeres que dieron la luz y que contaron sus experiencias. Asi que si no saben a donde van al tener un hijo, es que fueron sordas !

bastadesexismo dijo...

Bueno, si hasta mi mamá deja comentarios aquí, a dónde vamos a parar... :-)

Sí, mamita querida, yo tuve la suerte de nacer en un hogar en que las mujeres hablan, vos me hablaste sin tapujos de tu experiencia (suficientes veces escuché que antes de que naciera yo, nació mi "hermana melliza", es decir, una hermosa caca), y mis abuelas también me contaron.

Pero hay familias en las que "de eso no se habla". Dudo mucho de que la madre de mi mejor amiga, criada en una familia católica, rígida y puritana, le haya contado alguna vez que se cagó durante su parto. Y, de hecho, mi amiga descubrió que eso era posible cuando estaba pujando.

Y leyendo los miles de blogs, foros y demás intercambios que pululan en Internet, y hablando con amigas, me di cuenta de la falta de información de las chicas, que no tienen la más pálida idea de cómo es un embarazo, un parto, la lactancia, la maternidad. Esas chicas aprendieron sobre esas cosas leyendo las revistas "femeninas", que muestran todo color de rosa y explican a qué punto es lindo tener un bebé y ser mamá, pero nunca te explican la cara oculta del asunto.

Así que ¿libres? ¿Informadas? No se puede decir eso de todas las mujeres. No hagamos del ejemplo de nuestra familia una generalidad. Lamentablemente.

Fozzy Bozzo dijo...

Genial entrada, y más genial la última respuesta que le diste a tu "madre" (suponiendo que no es real, claro...) x'D... no pude evitar reírme.

Bueno, la verdad es que desde antes de nacer nos meten esas ideas zarrapastrosas de "SER MADRE PARA SER MUJER" en la cabeza. Desde la publicidad hasta en las religiones y MUY tristemente algunas ciencias son las responsables de toda esa mierda. Odio la ginecología -_- y la rama de la Psicología llamada "Psicología de la mujer" (me entera de la última esta semana; cuando la vi y leí su objeto de estudio me bajó el estdo de ánimo =/). Para parar esta clase de dioteces podría ser necesaria la "carrera" (o por lo menos un muuuuy largo y bien preparado curso) para ser padres, ya que requiere de tanto sudor y esfuerzo y responsabilidad como estudiar durante cinco años una carrera profesional cualquiera; sería una buena medida para que así se enseñe que "no cualquiera puede tener hijos o está capacitado para ello". Lástima que esa idea de la que hablo sería tomada como una abominación por la gente (principalmente religiosa) o quizá le falten detalles =).

Bueno, yo por ahora le seguiré diciendo a las personas que me digan y alucinen viéndome en el futuro como una mujer casada y con hijos: "Gracias por los buenos deseos, pero prefiero meter mi mano a una trituradora de carne y quedarme sin ese brazo antes de traer un ser a este undo a sufrir..."

Verónica dijo...

Ja ja ja... El último comentario estuvo desgarradoramente bueno...

Yo vivo en Venezuela y cuando estaba embarazada, al contrario de lo que ocurre en muchas partes, todo el mundo me decía que lo que me venía era "horroroso", me describían los dolores, los sufrimientos, los trasnochos, la falta de intimidad eterna, lo desgraciada que sería por el resto de mi vida, pero añadían que al final simpre había la gratificación de tener a un bebé en mis brazos, y que eso era lo más bello del mundo. ¡Qué contradicción! ¡Imagínense! Vivía asustada, esperando lo peor y preguntándome por qué me había metido en este problemón. Con tantas y tantas desgracias, ¿cómo iba a ser lo más hermoso del mundo?
En fin, tuve mucha suerte con mi experiencia -mi hija tiene tres años-, porque mi bebé nació por cesárea y al segundo día ya no sentía dolor. Tampoco se me agrietaron ni me sangraron las tetas (sólo un dolorcito inicial).
Por eso le decía a mis amigas que iba a iniciar un movimiento reivindicativo de la maternidad, pero precisamente para decir lo que ya se ha dicho aquí: que cada experiencia es diferente; que puede ser muy mala, pero que también puede ser muy buena. Que si te embarcas en esto, debes tener plena conciencia de las consecuencias y asumirlas, y que si te va mal, y te sientes mal, no tienes por qué sentirte culpable, porque eso es lo más natural del mundo. Que puedes ser madre, e incluso ser "muy buena madre", aunque te quejes por un dolor, aunque decidas no parir o no amamantar, aunque sea el padre de la criatura, y no tú, el que se levante por las noches a atender al bebé, mientras tú descansas y terminas de sobrevivir a los dolores del parto.

Ahora bien, lo que sí salió mi hija fue muy llorona -ah, pero eso también es mi culpa porque yo no la supe criar, como si ella no tuviera ya, desde bebé, una personalidad definidísima- y apenas ahora puedo dormir relativamente bien. Ya van tres años de mal sueño y eso, sumado al trabajo, al tiempo que debes dedicar a atenderla (bañarla, darle de comer, vestirla, atenderla, darle amor, etc, etc, etc...), genera un cansancio terrible.
Y ahora todo el mundo me pregunta: ¿Y el varoncito para cuando?, a lo que yo respondo sin vacilar: ¡Nunca! Y me critican: "¿Vas a dejar solita a la niña?", "A todos los niños les hacen falta hermanitos", y otra peor -por sexista- que me dijeron en estos días: "¿Cómo vas a dejar a la niña sin un hermano varón que vele por sus intereses y cuide de ella?"... Quedé espantanda y, como comprenderán, casi me trago vivo al que me lo dijo (un hombre, por cierto).
Tener hijos o hijas es una gran responsabilidad y un gran problemón. Porque tampoco es que vamos a traer bebés al mundo y dejarlos por ahí, sin cuidados, sin atención... Ellas y ellos no pueden valerse por sí mismas o por sí mismos. Entonces, yo no quiero asumir de nuevo esa gran gran gran responsabilidad, con todo lo que implica, y todo el mundo me critica, porque en efecto, las mujeres seguimos siendo vistas como unas máquinas de bebés y esa, históricamente, ha sido nuestra principal responsabilidad en este mundo. Menos mal que ya estamos revirtiendo eso.

En fin, gracias por el post y por todos los comentarios

Ser Filosofista dijo...

Me encantó tu reflexión. Creo que si más mujeres tuvieran una versión más realista de la maternidad, habría muchísimos nacimientos menos de los que hay.

Geli dice que esas mujeres son el modelo, la virgen María, y me recuerda trístemente que al menos aquí en México, ella es para muchas un modelo a seguir.

Y yo no sé ustedes mujeres, pero yo no sé de ninguna que en la vida real pueda ser virgen y madre a la vez. Es una de esas tantas contradicciones que se nos imponen en las mujeres y que resultan en que hagamos lo que hagamos, quedamos mal.

Lo único que podemos hacer es ignorar deliberadamente lo que la sociedad espera de nosotras, y hacer simplemente lo que nos haga felices. Pero esas decisiones tienen que ser tomadas en base a información completa y realista.

Por eso, todas las mujeres deberíamos estar concientes de cada cosa que implica la maternidad, para ser madres únicamente si de verdad consideramos que el lado positivo sobrepasa y con creces, el lado negativo.

Porque sí, aunque sea un tabú en esta sociedad, la maternidad tiene varios aspectos negativos, y algunos de ellos son mucho más complicados que la carnicería del parto.

Excelente entrada :)

Anónimo dijo...

Les cuento que estoy de 7 meses, esperando a mi 3er bebé, y creo que si pude disfrutar de mis experiencias fue justamente porque estaba bien informada y nada me tomó por sorpresa.
Detesto cuando definen el parto y la lactancia como algo rosa y romántico, si bien puede ser una experiencia gratifincante, mi segundo parto fue maravilloso, no así el primero, ninguna mujer debería llegar a ese momento sin saber bien de que se trata.
Besos.
Lali

vickys-térica dijo...

Esta entrada me ha divertido y horrorizado casi en las mismas proporciones, digo casi porque la mayoría todas las torturas que describes ya las conocía, sin embargo me hiciste imaginarmelas de forma tan vívida que de pronto me entraron ganas de volverme célibe. Siempre he creído que tener un hijo implica una gran madurez, justamente por todos los pormenores que puede acarrear, anexando además el pequeño desagüe económico que eso genera, lástima que está sociedad te imponga el embarazo casi como "prueba de femeneidad" aderezado con aquella famosa frase de "dejar tu legado en el mundo". Prefiero escribir un libro y sembrar un árbol XDDDD. Saludos!

Robert dijo...

haber antes aviso q soy hombre sin hijos de 25 años.

Estoy de acuerdo en varios puntos de tu opinión. Especialmente que es verdad que criar a un hijo no es como en una película, no es fácil, está lleno de momentos de mierda y el parto imagino que debe ser dolorosísimo y agradezco no tener q pasar por esa experiencia.

Estoy seguro que el día que mi futura mujer tenga hijos ella decidirá la forma en que lo tenga (césarea, natural, etc.). es lo mínimo que se merece.

Sigamos, el caso de tu amiga sorprende. Es obvio que no podía trabajar y tener un hijo a la vez al que solo iba a abrazar. EN pleno siglo XXI es imposible y se necesita del marido que la ayude en ese sentido y si el marido no lo ayuda es simplemente un pelotudo. No generalicemos por favor, no todos somos así.

Hacía falta escribir 4 ó 5 párrafos para decir que las mujeres se cagan en el embarazo? vamos che... nadie se quiere cagar en frente de nadie, es obvio. Imagino o quiero creer que en ese momento más que saber si te cagaste lo único que te debe importar es que salga el bebé de una buena vez por todas. Pero digo imagino porq no estuve ni estaré en esa posición.

Si veo en mi futuro no me imagino sin hijos, ni tampoco esposa. Pero no en el sentido de sentir que tengo q sentar cabeza y tener hijos porq la sociedad me lo impone. Eso es ser más ignorante que una persona que no sabe leer. Dejar a la mujer por otra mientras está embarazada como decís es de Hijo de Puta, y no todos son así. Yo espero acompañar a mi futura mujer en todo el embarazo y el después. Porq seremos una pareja y el ser padre se gana día a día no solo aportando semen en el principio del proceso.

Me gustó el artículo aunque a veces me parece exagerado el resentimiento hacia la masculinidad. Un poco de tolerancia, no generalicemos tanto.

Y no sos peor o mejor madre por estar desesperada porq el nene no se calla. Todos nos pondríamos mal y seguro que por hipocresía muchos no lo dicen, pero... todos hemos sentido eso.

Beso y espero no haber ofendido a nadie.

Gracias por el espacio

bastadesexismo dijo...

Hola Robert, gracias por leer mi blog.

Quisiera aclarar algunos puntos: el compañero de una mujer no tiene que "ayudarla". Usar la palabra "ayudar" significa que la crianza del bebé es trabajo de ella por default, y que el trabajo del padre es el de mero ayudante.
Es un detalle, pero las palabras son importantes. El padre tiene que participar en la crianza, no "ayudar" a la madre.

Lo de "cagar" en el embarazo: pues sí, para mí, hacían falta tantos párrafos. Y no, no es obvio que nadie se quiere cagar enfrente de nadie. Cuando lo hablo con la gente, lo minimizan, diciendo que no es grave, que estoy exagerando, que qué me puede importar cagarme si estoy dando a luz a mi hijo.
Es muy fácil decir "yo quiero creer que en ese momento te debe importar que salga el bebé", si nunca vas a pasar por esa situación.
Muchos hombres tienen esa tendencia de decretar cómo se debe sentir una mujer durante el embarazo, el parto, la lactancia (las tres cosas que un hombre nunca podrá experimentar), sin tener la más mínima idea de lo que es eso.

Los conceptos como el pudor son muy subjetivos. A alguien le puede dar pudor estar en malla en la playa, y otra podrá estar en pelotas en un campo nudista, sin problema. No se puede juzgar eso, no se puede decir a alguien que tiene mucho pudor: "Vaaamos, cheeee, qué exagerado que sos", porque cada cual tiene su historia, su pasado, y su propia subjetividad.

Si a vos te parece que en ese momento sólo te importaría expulsar a tu bebé, perfecto. No es el caso de todo el mundo. Yo no quiero pasar por esa situación, punto. Y nadie tiene por qué venir a decirme que exagero, que no es tan grave. Tengo mi propio umbral de pudor, y ése es uno que no quiero traspasar.

Y está bueno que las mujeres sepan lo que les espera durante un parto, por si alguna tiene el mismo umbral de pudor que el mío.

He leído testimonios de mujeres que contaban que lo peor del parto no había sido el dolor, ni la episiotomía, ni nada de nada, sino cagarse delante de todo el mundo. ¿Con qué autoridad juzgar a esas mujeres y decretar que son unas exageradas?

Y nuevamente, si son tan exageradas, ¿entonces por qué las personas que dicen eso toman recaudos para no cagar delante de su pareja? No les debería importar...

Por último, lo del "resentimiento hacia la masculinidad", te pido ejemplos claros en mi entrada, porque me parece que en ningún momento me quejo de los hombres o de la masculinidad, en ningún momento generalizo sobre "todos los hombres".

Me quejo de los y de las que quieren imponer una sola visión de la maternidad, y en ese grupo entran tantos hombres como mujeres.

Muchos saludos y gracias por tu comentario.

Anónimo dijo...

Por lo que me cuentan amigas y parientes que han sido madres, no es tan malo como lo pintas. Muchas dicen que el bebè nació como por un tubo (seràn más amplias?), que no les dolió nada y que trabajaron hasta el ùltimo dìa. Otras sufrieron de dolores, pero no dejarían de tener hijos por eso.
Salvando las enormísimas distancias, y exagerando en la comparación, yo no tengo hijos pero tengo mascotas. No tengo hijos porque no me gustan, no porque le tenga miedo al parto. Mis mascotas me insumen dinero, mucho. Y tiempo y molestan muchísimo y no puedo irme de viaje sin pensar en con quién los voy a dejar. Y tampoco puedo tener conversaciones con ellos cuando los llevo a la plaza. Ni ahora ni en 20 años (los hijos algún día crecen). Pero cualquier sacrificio vale la pena cuando me miran como diciendo "gracias por sacarnos de la calle" (pido disculpas por la comparación nuevamente).
Entonces me parece que exageras con lo del embarazo y el parto, es simplemente que no te gustan los chicos y no harìas sacrificios para tenerlos. Como yo. Por suerte mi madre no pensaba así.
En cuanto a cagarse, los médicos y enfermeras están acostumbrados a todo, les importa un pepino lo que ven o huelen. Y dejar a la pareja entrar al parto...yo no dejo que me vea con una bombacha gastada, menos lo dejaría verme así. Son esas ideas "modernosas" que no entiendo.

Eleanor (exLaPaulaDeAntes)

bastadesexismo dijo...

Y porque para tus amigas no fue tan malo y no tuvieron dolores, entonces para todas las mujeres tiene que ser así.
Eleanor, esta entrada es justamente sobre NO generalizar, abrir la cabeza y ESCUCHAR otras experiencias.
Yo te puedo contar decenas de testimonios de mujeres que después del primer parto, nunca más quisieron reincidir por lo traumático y doloroso y atroz que había sido.

No se trata de una carrera para ver quién tiene la mayor cantidad de testimonios, no se trata de decir "un parto es siempre bueno" o "un parto es siempre malo", sino justamente de escuchar, reconocer, admitir, aceptar que hay experiencias diversas y que no se puede generalizar.

Cosa que te cuesta horrores, visiblemente.

Y no se trata de decidir por las otras si quieren que su pareja esté o no en el parto, y si "hay" que aceptar a la pareja en el parto, no se trata de si yo quiero cagarme delante de mi compañero o no, ni si quiero hijos o no (muchas mujeres SÍ quieren hijos pero NO quieren pasar por esas cosas), se trata de reivindicar el deber de INFORMACIÓN hacia las mujeres, sobre lo que les PUEDE esperar durante un parto: lo bueno y lo malo.

Vos al parecer querés que las mujeres no estén informadas, solamente tengan el eco positivo de las cosas, no se enteren de lo que les puede pasar.

Bueno, esta entrada es justamente para exigir el contrario.

Anónimo dijo...

No es que no quiera que las mujeres esten informadas, pero ¿para que aterrorizarlas? si todas pensasen así, se acaba la humanidad. Las mujeres han parido por milenios, y seguirán haciendolo, con o sin dolores. Al menos ahora hay anestesia, cursos de preparto, acceso al hospital y un montón de ventajas que antes no existían. Que alguna tiene una hemorragia? si, claro. Una conocida mía casi muere en uno de sus partos. Pero no cambiaría la experiencia de ser madre por nada en el mundo, adora a sus hijos y no concibe la vida sin ellos. Seguramente sin hijos podría ya haberse comprado una casa...pero no todo el mundo piensa así. Como decía mi abuela "sarna con gusto no pica".
A mi me gusta viajar, y si me pongo a pensar que en el avión me puede dar una trombo no se cuanto, o se puede caer o pueden poner una bomba, me tengo que quedar en casita. La vida no es color de rosa, siempre las cosas tienen un lado negativo, pero si una embarazada te lee, se muere del susto.
En cuanto a la parte estética, las estrías, hay muchas mujeres a las que no les importa en lo absoluto, o no habría tantos obesos y todo el mundo viviría cuidandose.

Eleanor

bastadesexismo dijo...

Eleanor, parece que lo hacés a propósito.

"si todas pensasen así, se acaba la humanidad"
¿¿Y quién dijo que todas debían pensar así??

No quiero atemorizar a las mujeres, quiero INFORMARLAS.
Yo hubiera odiado llegar a un parto sin saber que hay una posibilidad de que me cague. Es mi cuerpo, mi subjetividad, mi intimidad, mi pudor, y YO decido que no quiero cagarme, ni delante de mi pareja, ni delante de un médico, punto. Nadie tiene por qué juzgar eso, ni decirme: "ay, sos una exagerada".
Pero puedo tomar esa decisión SÓLO si sé que existe ese riesgo. Si nadie me lo cuenta, no lo puedo saber, y no puedo tomar la decisión.

¿Tan difícil es de entender?

¿A qué lleva la no-información y que se muestre todo color de rosa como vos pregonás? A que mujeres y hombres tengan hijos como chorizos, sin tener la más pálida idea de lo que implica, de las exigencias de educación, y cuando se dan cuenta, los meten delante del televisor y a otra cosa mariposa.

¿Cuál sería el problema de que la gente tenga menos hijos, y que los que tengan, los tenga con pleno conocimiento de causa? Yo creo que a la humanidad, al contrario, le vendría bárbaro eso.

Y si una embarazada me lee y no sabía que podía pasar todo eso, lo lamento mucho por ella, sería una prueba más de que tendría que haber sido informada antes de llegar a ese estado, y que algo falló en la transmisión de la información.

Anónimo dijo...

No solo no seria un problema, sino que es deseable que la humanidad se reproduzca menos: somos demasiados. Pero una cosa es no reproducirse para cuidar al planeta, o porque queres ser libre, o porque los pibes no te gustan...y otra es no tener hijos ¡porque te cagas en el parto!. Hasta suena gracioso dicho así.

Me dice mi vieja que antes del parto, si hacen a tiempo, te dan una enema. Pero a ella no le hicieron a tiempo y ni se dió cuenta. Ni le importó, desde ya.

No se que harías si tuvieses una enfermedad que implique perder control de esfínteres. O cualquier enfermedad que haga que estes postrada en la cama y tenga que venir la enfermera con la chata. Y te tenga que limpiar. O tener que limpiar vos a un ser querido.

La gente tiene hijos como chorizos porque es demasiado fácil hacerlo, porque no piensan en la responsabilidad económica y en todo sentido y porque la superpoblación les importa un corno.


Eleanor

Anónimo dijo...

Una pregunta, contestame con honestidad ¿realmente pensás que una mujer va a dejar de ser madre por las molestias del embarazo o el parto? yo creo que no, que la que se lamenta por eso, en el fondo es que no quería tener hijos. Y cuando no queres algo, el más mínimo inconveniente te echa para atrás. Pero cuando lo queres, no te importa NADA. Y pienso en esas mujeres que gastan diez mil dólares en tratamientos de fertilidad, qué pensarán si alguien les dice que se van a defecar en el parto, o que van a engordar.
Aclaro que yo no tendría hijos ni por todo el oro del mundo.

Eleanor

bastadesexismo dijo...

Dos cosas: primero, estás caricaturizando lo que digo. "No tener hijos porque te cagás en el parto" no es lo que dije yo.

Está eso y está tooooodo lo que implica ser madre o ser padre. Vos hablás solamente de esos párrafos de mi entrada, pero por favor, la entrada habla de otras cosas, me parece que es suficientemente larga como para que no digas que digo que las mujeres van a dejar de tener hijos solamente porque se pueden cagar en el parto.

Y el enema puede no ser la solución: a veces puede provocar diarreas, con lo cual la solución puede ser peor que el problema.

Y te recuerdo que un parto no es una enfermedad. Si estoy enferma y me tengo que cagar delante de un/enfermera/o, no me va a importar, porque no va a haber otra y porque las/los enfermeras/os están para eso.

Pero no me gustaría que lo haga mi compañero, no, efectivamente. Preferiría que lo haga alguien que no tenga una cuestión de líbido conmigo, como mi madre o incluso mi padre.

Pero nuevamente, un parto no es una enfermedad, y aparte hay otras soluciones: que mi compañero no esté, o que esté al lado mío y no mirando entre mis piernas, o aún mejor, cesárea, o también adopción.

Y sí, pienso honestamente que una mujer puede dejar de tener hijos por los dolores del embarazo y el parto. De hecho mi tía, en su primer parto, sufrió tanto que decidió no volver a pasar nunca más por esa experiencia. Y cumplió. Mi abuela pensó lo mismo, pero en esa época no estaba la píldora, ni el aborto legal, y quedó embarazada dos veces más y los tuvo, muy a pesar suyo.

Y hay mujeres que por no querer pasar por el embarazo y el parto eligen adoptar, sí, por supuesto. Una persona puede tener deseos de criar a un hijo o una hija, y sin embargo puede no querer pasar por el embarazo y el parto.

Yo no quiero tener hijos, estamos de acuerdo, pero sé que una de las tantas razones es precisamente porque no me dan ganas de vivir esas experiencias.

Por supuesto que hay personas que gastarían fortunas y pondrían su salud en peligro por tener un hijo biológico, sí. Y otras que les encantaría ser madres, pero les importa tres pepinos si son biológicos o adoptados.

Nuevamente, no podés generalizar. No porque haya mujeres dispuestas a gastar fortunas en tratamientos de fertilidad quiere decir que toooodas las mujeres que quieren hijos quieren pasar sí o sí por el embarazo y el parto.

Anónimo dijo...

Quiero aclarar algo, el hecho de que la pareja de una pueda estar en el parto no es porque el papá tenga derecho a ver el nacimiento de su hijo, es porque las mujeres, SI ASÍ LO DESEAMOS, tenemos el derecho de estar acompañadas por alguien cercano, no necesariamente el padre de la criatura.
Muchas veces escuché esto de que el padre puede exigir estar, que tiene el mismo derecho que la madre, o cosas por el estilo.
Yo agradezco haber tenido a mi marido al lado, si me cagué ni me enteré.
Lo de que lo único que querés es que salga tu bebé creo que es siempre así, y no por una cuestión de amor ni de ganas de tener a tu bebé con vos, ni nada tan romántico, es decir, todo eso seguramente en muchos casos estará, a lo que voy es que cuando el bebé está por salir es tanta la presión que sentís que lo único que querés es que salga de una vez por todas, y hacés mucha fuerzay seguramente en muchísimos casos el tema de la cagada debe estar, pero en lo personal yo, ni me enteré.
Ah, y en gral, a tu acompañante lo dejan estar al lado de tu cabeza, no mirando directamente, o sea que tampoco puede ver mucho.
Lali

Anónimo dijo...

Hice hincapié en lo de cagarse en el parto porque me pareció algo tan intrascendente, tan banal en comparación a lo que es traer a tu propio hijo al mundo. Como lo es el engordar, tener hemorroides o estrías.
Por supuesto que si no queres tener hijos porque es demasiada responsabilidad, porque no te gustan, porque te parece que el futuro que podes darles es incierto, ahí tenemos un argumento serio. También entendería los temores de una embarazada en 1880. Pero no ahora y en Argentina, con acceso a un centro de salud, donde la mortalidad por causas del parto es mínima. Desde ya que si sos diabética o muy obesa, o con algún problema de salud, la maternidad me parece más que desaconsejable.

La gente adopta porque no puede tener hijos, o al menos no he sabido de ningún caso donde no quiera pasar por el parto, salvo una actriz que no recuerdo el nombre. Pero no adoptó, solo ha manifestado su deseo.
Tampoco podemos hablar de la adopción como una opción masiva ¿para quién? para Madonna? con lo difícil que es encontrar un bebé en Argentina? son años de espera. Y hay que pasar por innumerables tests psicológicos, que dudo pueda pasarlos esta actriz de Hollywood que ha dicho que no quiere embarazarse para no engordar.
Y si la opción es adoptar los niños que hay en abundancia, esto es los mayores de 5 años...conozco dos familias que lo hicieron: una tuvo problemas menores. La otra familia directamente está al borde del divorcio y con la nena adoptada internada en una clínica psiquiatrica. Un chico ya formado por quien sabe quien, con problemas de desnutrición, mentales, etc no es una buena idea.

Obviamente que sería mejor que las mujeres pudiesen tener hijos del tamaño de un cangurito, dejarlos en la bolsa y hacer su vida. El bebé humano es muy grande en comparación al de otros mamíferos. Tal vez sea la forma de la naturaleza de evitar la superpoblación: la mortalidad materna elevada. Y funcionó bien por siglos. Pero la medicina moderna ha venido a acabar con la mayor parte de los riesgos y hoy es mucho más probable morir en un accidente de autos que en un parto.

Eleanor

Geli dijo...

Si esta entrada la lee una mujer embarazada por decisión propia, seguramente también le parezca banal cagarse, tener estrías o hemorroides. Lo mismo si la lee una mujer que desea tener hijos. Lo más probable es que se rían y pasen de largo. Dudo mucho que se "horroricen" por leer esto, no subestimemos...

Si la lee una mujer que quiere tener hijos porque es el modelo que le metieron de chica, y no está informada, le va a venir MUY bien conocer también el lado oscuro de la maternidad para decidir a conciencia.

Cuando lo leemos personas que no queremos tener hijos solo reafirma una decisión ya tomada.

Entonces ¿Cual es el problema? Pareciera que la finalidad de tus comentarios, Eleanor, es cuestionar por cuestionar cualquier cosa. Quedó bastante claro que no se puede generalizar, y así como a algunas les puede parecer terrible cagarse, a otras les puede importar tres ovarios con tal de tener a su hijo.

Son solo diferentes visiones. Si no conoces a alguien que prefiera adoptar con tal de no tener que pasar por un parto, bueno, yo soy una de esas. Adoptaría con tal de no pasar por el parto, y adoptaría un nene o nena grande con tal de no pasar por la etapa de bebés que la veo como un fastidio.
¿Te parece banal? Me chupa un ovario. A mi no me parece banal, después de todo es mi cuerpo, yo decido que es importante y que no :D

Anónimo dijo...

Geli, dudo mucho que pases un test psicológico que te permita adoptar. Dicho sin mala onda, eh? pero si los bebés te parecen un fastidio (coincido en eso) la maternidad posiblemente no sea lo tuyo.
Si, me parece recontra banal, y por supuesto que lo que yo opine no importa. Lo que importa es lo que opine el psicólogo que te haga el test, y el juez.
En cuanto a adoptar chicos grandes, buena suerte. Hay de sobra: tienen desnutrición irreversible desde la infancia, son hijos de padres y madres adictos a la droga, o desnutridos. A los 10 años vieron cosas que nosotros solo leemos en los diarios. Y es difícil que un psicólogo revierta eso.
Los huerfanitos por accidente de tránsito no son los que abundan.
Si querés asumir ese riesgo, es que tenés muy buen corazón.

Eleanor

Mariel dijo...

Viste la nueva campaña del Gobierno de la Ciudad? No pude evitar recordar ésta entrada.

http://www.buenosaires.gov.ar/noticias/?modulo=ver&idioma=es&item_id=5&contenido_id=45916

bastadesexismo dijo...

Lo vi y pensaba incluirlo en una próxima entrada! :-))

Verónica dijo...

Ja ja ja ja... bastadesexismo se cansó de responderte, Eleanor, que el fondo del meollo es el respeto a las decisiones de cada quien, sean cuales sean, a partir de información real y completa. ¿Es posible que entiendas eso? ¿Cuesta tanto así? Tenía tiempo sin divertirme tanto con una posición tan obtusa... Je je je

(Me disculpo, bastadesexismo, porque en el fondo es como dice Rubén Blades en uno de sus temas: "déjenme reír, para no llorar"; así, como Eleanor, piensa -o no piensa, realmente no sé cómo decirlo- mucha gente. Por eso, por la imposibilidad de respetar al otro y a la otra, aunque vaya contra la corriente, aunque no piense o actúe como el resto del mundo o como alguien considera que es "normal", es que estamos donde estamos. ¿O no?)

l'amour dijo...

mas lindo es comerme un heladito de fresa con chocolate. prefiero eso a parir, en serio. cuando se van a convencer los publicistas mongolicos?

Monilicius dijo...

Voy a llorar!!!! Por Dios encontre sin querer mi valvula de escape!! y yo que pense que era la unica y ultima mujer del planeta que pensaba igual!! pienso exactamente lo mismo, nos vienen presionanado desde epocas inmemoriables con eso de que para ser una mujer completa hay que ser madre y todas las amiguitas que pasaron por eso te miran como el insecto mas raro cuando les dices que ese no fue tu sueño de niña, ni de adulta ni de anciana !!! porfavor cuando van a cambiar las cosas? cuando vamos a poder tener la decision sobre nuestro cuerpo y ser madres cuando tengamos ganas de serlo o no ser madres y elegir ser mujeres igualmente felices???

Café Sideral dijo...

YO NO QUIERO NI TENGO TIEMPO PARA HIJXS, Y NO ME SIENTO CULPABLE. POR QUÉ USTEDES SÍ?

Fissomad dijo...

Increible!! jajaj!
Una razon más que me motiva para no tener niño biologico....
de hecho, tenemos demasiado niños ya prefabricados en la Tierra... Miliones de niños huerfanos, que nadie quiere, viven en la miseria...
Ya no es necesario sufrir y cagarse en publico para poder tener uno, darle amor, educacion, oportunidades...!!

-->ADOPTAR!!
De esta manera haces un buen regalo al niño, pero tambien a los animales, a la tierra, y tambien a tu propio cuerpo!

Y para liberarse definitivamente del problema, porque no plantearse la esterilización?
miran el metodo ESSURE : http://essure.ecayuela.com/faq1.htm

Anónimo dijo...

¿quien se piensa que parir y criar es color de rosa?
hay qeu ser muy tontita e ingenua creo yo... mira si una mujer se ha qeudado embarazada y lo va a tener, no puedes decirla toda esta cosa que has escrito.
parar duele pero surge una vida.
y sinceramente hacerse la cesaria cuando no hace falta es malisimo para tu cuerpo y milisimo si quieres tener mas hijos.

a mi lo que me preocuparia de parir es eso, la cesaria precisamente, el dolor duele al momento pero luego lo recuerdas y ya no te duele con el tiempo, es un dolor soportable con tecnicas de relajacion y si te relajas ni tienes pensamietos mal sanos de "odio este bebe que va a llegar" te aseguro qeu te dolera menos.

la vida es asi, y tu actitud no me parecela adecuada, nadie te obliga a que tengas hijos, la gente critica por TODO a las mujeres y a los hombres, asi que porque no olvidas eso y haces lo que te place?

a mi nadie ma ha dicho que parir sea un cuento de hadas, simplemente creo que olvidas (olvidais) que alguien os pario, alguien aguanto vuestro lloros, y os educo para ser lo que sois hoy

tambien todo esto depende de las circunstancias del embarazo, la edad, pero que quereis que os diga, creoq eu con lod e tetas caidas y estrias y qeu el marido se van con otras xq su mujer esta vieja... pues eso lo haran algunos, no todos, os recuerdo que la mayoria de la gente no es como en los anuncios o peliculas, las infidelidades se cometen siempre por disconformidad, luego hay gente putera porque si, no por unas estrias que te salgan por parir.

bastadesexismo dices que no te importa tu fisico pero luego defiendes ese tipo de cosas taan superficiales, aver si nos damos cuenta de una vez que no todos los hombres son tan superficiales, y mira, si te la pega te la ha pegado con otra, que asi es la vida y nadad es eterno.

si, seguro qeu muchas son madres presionadas o porque se les pasa el arroz y tienen hijos porque ven que ya no les queda tiempo y tiene que tener un hijo por supuesto, pero principalemten son ellas las que lo deciden, y no me creoq eu un hijo te joda la vida, a no ser que estes sola en el mundo y te echen del trabajo pero si tanto lo odias puedes darlo en adopcion asi alguien le dara el amor que merece ese bebe.

Bastadesexismo dijo...

"y sinceramente hacerse la cesaria cuando no hace falta es malisimo para tu cuerpo y milisimo si quieres tener mas hijos."

Ideas preconcebidas. Los últimos estudios muestran que una cesárea no es más peligrosa que un parto (en el que siguen muriendo muchas mujeres), y si una mujer no quiere pasar un por parto vaginal, debería tener el derecho a elegir libremente la cesárea. Que a vos no te asuste el dolor y los prolapsos de órganos y las hemorroides, bien por vos. Pero al decir: "con técnicas de relajación no te duele" o "luego de olvidás del dolor", participás en esa tendencia de mostrar el parto como color de rosa.

"creo que olvidas (olvidais) que alguien os pario"
No veo por qué debería pensar en mi madre cuando trato de informar a las mujeres sobre las realidades del parto. No tengo nada que agradecer a mi madre, ella me tuvo porque me quiso tener, yo nunca pedí nacer. Estoy feliz de vivir, amo a mis padres, los respeto y haría todo por ellos. Pero no les estoy agradecida por haberme tenido. Sí porque haberme criado como me criaron y haberme dado todo lo que necesitaba.

"bastadesexismo dices que no te importa tu fisico pero luego defiendes ese tipo de cosas taan superficiales"
??? ¿Dónde defiende eso?

Enrique dijo...

Basta:

Una cesárea sí es mala. Hace que te recuperes del parto muchos meses más tarde, y si quieres tener más hijos/as, cuando tienes que dilatar, en la zona que te aplicaron la cesárea, al formarse una cicatriz, no dilata, con lo cual es más difícil parir y se hace necesaria una segunda cesárea mayor.

Besos.

Bastadesexismo dijo...

Enrique, no creo que se pueda decir que "una cesarea es mala" así nomás.

Porque entonces, también puedo decir que el parto es malo, porque algunas mujeres pueden morir. Las cesáreas pueden salvan la vida de algunas mujeres y algunos bebés cuando el parto se complica, por ejemplo. Siempre es mala la cesárea?

Ademas, muchas mujeres han tenido 3 o 4 cesáreas sin problemas, e incluso partos vaginales después de tener cesáreas.

Estoy buscando el estudio en el que explican que las complicaciones debidas a las cesáreas han sido muy exageradas.

De cualquier modo, debería ser una elección de la mujer, ya que se trata de su cuerpo y de su vida, exactamente como en el caso del amamantamiento.

Enrique dijo...

Ais, ya sé, Basta. No quiero decir que sea mala en sí misma y siempre (aunque es lo que dije, jaja). Me refería a las cesáreas que no son necesarias (que son la gran mayoría), y que te inducen los médicos de forma obligada para su propia comodidad. Y sí, por su puesto, es algo que debe elegir la mujer. Pero la mujer, no el doctor o la doctora de turno, que para quitarse las complicaciones desde el primer momento y hacerse el trabajo más cómodo, sin permiso y aun sin hacer falta, las aplica.

Y yo no creo que haga falta un estudio para descubrir que las cesáreas sean perjudiciales. No se trata de si es perjudicial o no, o de si si mata o no, etc. Se trata de que cuando tienes que recuperarte del parto, tienes además una raja que te han aplicado, que duele y produce molestias, y que tendrá que cerrar y cicatrizar, lo cual alarga tal recuperación.

Saludos.

Enrique dijo...

Y ahora que lo pienso y me doy cuenta, estoy confundiendo "cesárea" con "episiotomía". -.-

De todos modos, mantengo lo que te he dicho en el último comentario: que hay cesáreas que no hacen falta. Y, por supuesto, no son malas por sí mismas, ni peligrosas, ni nada por el estilo. Y sí, puede salvar la vida de bebés como yo, que nací prematuro con 5 meses y medio.

Besos.

Anónimo dijo...

Concuerdo contigo plenamente en lo que respecta a la falsa imagen color de rosa de la maternidad, tambien concuerdo en la falta de compromiso de parte de los hombres con los sacrificios de la paternindad (ojo que con paternidad me refiero a ambos no solo al padre), sin embargo aunque tu intencion es buena de que las mujeres decidan informadas respecto de tener o no un hijo, lamentablemente la juventud actual no tiene la madurez mental ni emocional como para que la informacion que tu les estas dando la tomen en forma equilibrada, y concuerdo con eleanor en que se acabaria la humanidad, no por causa de la informacion que tu estas dando en forma imparcial, sino porque en una sociedad en donde primero estoy yo, segundo estoy yo, tercero estoy yo y cuarto esta mi sombra, padecer dolores y sacrificar tiempo y metas en pro de un hijo... ni pensarlo... y ojo que no solo es aplicable a tener un hijo sino en cualquier situacion que te demande tiempo y recursos en desmedro de tu realizacion personal... como el cuidado de los padres envejecidos por poner un solo caso... sino busca info de la baja natalidad de japon o de los paises desarrollados en general, es un problema de egoismo y egocentrismo tanto de hombres como de mujeres por igual.

Como dije, lamentablemente la juventud actual no tiene la madurez mental ni emocional como para que la informacion que tu les estas dando la tomen en forma equilibrada, ya de por si son reacios a dar de si mismos comprometerse o velar por intereses que no sean los suyos... imaginate cuanto mas rechazo a la maternidad en reaccion a la informacion que les estas dando...

Bastadesexismo dijo...

Hola Anonimo,
No estoy muy de acuerdo con tu analisis sociologico del por qué en paises como Japon o "los paises desarrollados en general" la tasa de natalidad es baja.

Primero, porque estas insinuando que tener hijxs es un acto de altruismo y que hay que dejar de ser egoista para tenerlxs. Como si las personas que decidieran no tenerlxs fueran egoistas, precisamente.

Ademas, poquisima gente tiene hijxs por lxs hijxs. Las razones de tener hijxs son casi todas egoistas (sin connotacion negativa): para sentir que unx trasciende, para no morir solx, para darle hermanitxs al primerx, por la presion social, porque a unx les encanta lxs bebés, etc. etc.

Segundo, no en todos los paises occidentales la tasa de natalidad es baja. Lo es en los paises en que el Estado no tiene nada previsto para el cuidado de lxs mas pequeños, y en los que hay que pagar fortunas para dejarlxs en guarderias o pagar a unx niñerx. Es el caso de España o Alemania, que tienen tasas de natalidad muy bajas.

Pero en los paises nordicos o en Francia, que tiene una red de guarderias publicas muy importante, la tasa de natalidad es bastante alta, lo suficientemente alta como para asegurar el renuevo de las generaciones.

O sea, el hecho de tener o no tener hijxs no tiene absolutamente nada que ver con el egoismo o la falta de egoismo, sino con condiciones socio-economicas y culturales.

Pero ademas, tener muchxs hijxs no es PARA NADA una garantia para la sobrevivencia de la especie. Al contrario. Cuantos mas hijxs, mas poblacion, mas consumo, mas contaminacion, menos agua, menos recursos, mas problemas climaticos, y, por ende, mas peligro de extincion de la humanidad.

Algunxs promueven incluso la "denatalidad" para salvaguardar la humanidad, si no queremos aniquilarnos a nosotrxs mismxs con tanta poblacion y tanta contaminacion.

O sea, segun esa teoria, el egoismo seria, al contrario, el hecho de tener hijxs, no el hecho de no tenerlxs.

Como ves, el concepto de egoismo es muy aleatorio, dependiendo de qué lugar mires la realidad.

Saludos (y disculpa la falta de acentos, estoy en una compu que no los tiene).

Anónimo dijo...

ademas, en cuanto al tema del egoismo,creo q esto ya se planteo en alguna otra entrada:

por qué tenemos hijos? (y conste q hablo de los embarazos bsucados, planeados)
-porque queremos sentirnos completos
-porque "queriamos seguri intentando hasta tener una nena Y un varon tambien"
-porque no queremos estar solos
-porque es lo que casi todo el mundo quiere entonces como no lo vamos a probar
-porque quiero alguien que me cuide y acompañe cuando sea mayor
-porque mi familia es chica y quiero que crezca
-porque nos presionan

ALGUIEN, por favor, es capaz de citarme un razón q no sea egoista???
ademas lo ironico es q todas esas razones...tienen otras soluciones.

mara


Anónimo dijo...

No es que las cesáreas sean malas, el problema es hacerlas cuando no es necesario, algo que se da mucho en España.
Una cesárea es una operación y después deja molestias, el útero se da mucho de sí y lo normal es parir por ahí y no que te rajen.
Yo creo que cada uno tiene su visión de la historia, pero pro mucho que veamos en la tele o nos digan todos sabemos que el parto duele y que un bebé demandará tiempo, dedicación y aguante. En las sociedades occidentales ya se tienen menos hijos, y cada vez se tendrán menos, así que acabaremos todos siendo marroquíes, chinos , sudamericanos o negros que son los que tiene muchos hijos.

Los médicos están acostumbrados a ver de todo, gente cagandose, meandose, vomitando, sangrando, no creo que se deba sentir mucha verguenza en un momento asi cuando lo unico que quieres es que pase todo, y la pareja no tiene porque verte parir si tu no quieres, es verdad que hay sitios donde no hay intimidad y no para de verte todo mucha gente, pero que se le va a hacer, mejor eso a parir sola y sin ayuda medica, o parir en una casa con comadronas de estas modernas, que mas de una la ha palmado con esto del parto natural... si no tienes dinero para pagarte una clinica privada es lo que hay, yo siempre digo que son gafes de ser mujer, parece injusto pero es lo que nos ha tocado, hay que adaptarse a lo que hay, las mujeres vivimos con mas dolores a lo largo de la vida, es algo que hay que asumir y lo mejor es ser positivos con esto e intentar mejorarlo como se pueda porque sino te vas a amargar la existencia tontamente, a las embarazadas si las dicen los riesgos y complicaciones que puede haber, que yo sepa.
Tambiés es muy conocida la depresión postparto, habrá gente para la que tener hijos sea algo maravilloso y gente que sea todo lo contrario.

Fiera-inquieta dijo...

Con todo lo que leí en este articulo, me pongo a reflexionar, imagínense una mujer violada que encima de haber pasado por semejante abuso tiene que pasar por todos esos traumas y procesos de embarazo que no pidió y que la obligan a llevar a termino esta sociedad machista, porque si aborta la van considerar un monstruo, una asesina, pero el maldito que la violo bien gracias o niñas de 12, 13 o 14 años violadas que también las obligan a llevar un embarazo que no pidieron, que también tienen que pasar por todos esos momentos desagradables de un embarazo.

maria carrillo dijo...

Este post es el lado B de lo que ocurre, a todo esto que es la PURA VERDAD hay que sumarle lo positivo y contarlo todo junto. Ese es el error de las mamás que sienten que si les importa su pelo, su peso, su piel, etc. son malas madres... HElloooo!!! Hasta hace unos meses eras mujer, luego bola y ahora después de parir volvemos a ser mujeres nos merecemos respeto de nuestras necesidades que son igual de importantes que las de nuestro bebé. Yo amo ser mamá. Es lo mejor que me pasó. Pero admito que mi cara nunca se vio tan avejentada... y ME IMPORTA. LA MATERNIDAD ES COMPATIBLE CON ESTE LADO B. Gran post, muy ilustrativo!

Unknown dijo...

Quisiera dejar un comentario.Yo opino q es una manera de mantener este sistema perverso en funcionamiento..Las publicidades de familias felices.Desde chica lo pienso.Si la gente no tuviera tantos hijos no habria tanto consumo.Saben que me la paso leyendo estos tipos de temas para reafirmar lo q yo siento.Pero es tan fuerte lo q t inculca la sociedad q a veces uno duda.Me quedo con una frase q lei q me gusto creo q si uno le da tantas vueltas es x q realmentw no quiere.Y la verdad yo le vivo dando vueltas..Pienso q la vida es muy dificil para traer a alguien,y no soy negativa creo ser realista.

Chechu38 dijo...

Pienso lo mismo...