viernes, 11 de enero de 2013

Nuevos padres: ¿los monstruos del Loch Ness?

Foto Javier Zorrilla. elmundo.es
Empiezo el año con una pregunta: se habla mucho de los nuevos padres, ¿pero quiénes son realmente? ¿Son una realidad social o una promesa siempre postergada?

Me surgieron esas preguntas en particular luego de leer un artículo en el diario La Nación, llamado La rebelión de las madres.

El artículo, globalmente, cuenta lo que conté en una entrada acerca de lo que no nos dicen sobre la maternidad: que no todo es color de rosa en el hecho de tener hijxs, que el embarazo, el parto, el posparto, la crianza, pueden ser dolorosos, deprimentes, aburridos o angustiantes, y que es hora de decir la verdad a las mujeres sobre lo que les puede llegar a esperar.

Hasta ahi, todo bien. Me alegro de que se toque ese tema en un medio masivo.

Pero como soy quisquillosa, pues no puedo dejar de ver los detalles que recuerdan que vivimos en un mundo sexista.

Hete aquí que hacia el final de la nota, luego de hablarnos únicamente de las madres, aparece El Padre. Pongo mayúsculas, porque parece ser el salvador. O mejor dicho, el Nuevo Padre.

Hace unos 20 años que escucho hablar del Nuevo Padre, y salvo honrosas excepciones, no he visto a muchos todavía. De hecho, las estadísticas son formales: las mujeres se siguen encargando del 80% de las tareas domésticas, más si hay niñxs en el hogar.


En Francia, otro estudio del Instituto Nacional de Estadística y Estudios Económicos (INSEE) mostró que en 25 años, los varones han aumentado el tiempo que dedican a las tareas domésticas y al cuidado de lxs hijxs en... 10 minutos.

Así que ya me hablarán de los Nuevos Padres...

En fin, ¿qué dice el artículo? Bueno, justamente, luego de explicarnos que la maternidad puede ser bastante estresante y engorrosa (eso sí, las mujeres que opinan en la nota siempre lo hacen "entre risas", "con una carcajada" o "con descaro y humor irónico", no sea que las tomen por monstruos de verdad), nos intima a reconocer que "los hombres, cada vez más, participan en la crianza de los hijos".

Con 10 minutos más diarios en 25 años, lxs amantes de los cálculos matemáticos ya me dirán cuánto tiempo falta para alcanzar la paridad en eso de la crianza de lxs niñxs.

Pero en fin, ¿cómo es eso de que cada vez participan más, de acuerdo al artículo? Retengo tres elementos:
"Mamaderas y pañales forman parte de sus rutinas diarias mientras las madres no están en casa".
Ojo: "mientras las madres no están en casa". ¡Cuidadito con agarrar un pañal o una mamadera si ellas están en casa! No, no, no, no se entusiasmen. Ese es el trabajo de-la-madre. El padre está para hacer de niñero mientras ella no está, no para hacer de papá que se ocupa de su bebé en un 50% real. No estoy criticando aquí a la periodista: en realidad, lo que dice es el fiel reflejo de la realidad. Pero entonces, ¿por qué entusiasmarse tanto con los Nuevos Padres?
"(...) cuanto más aceitado esté el equipo, cuanto más apuntalada y comprendida se sienta la mama en su desborde, menores serán los efectos en los vínculos".
Y sí, el desborde es de la mamá. No es de la pareja. El papá, mientras tanto, se va a jugar al pool con los amigos, y cuando se aburre, va, y le dice a la mamá: "Andá a la peluquería, mientras tanto yo, Nuevo Padre abnegado y ejemplar, le daré una mamadera y le cambiaré un pañal... Che, ¿dónde era que guardabas los pañales?"

Nuevamente, es una realidad. La inmensa mayoría de los padres, Nuevos Padres incluidos, piensa que el desborde es de la madre. Entonces nuevamente, ¿por qué entusiasmarse tanto por los Nuevos Padres, si al final se parecen tanto a los padres de los de antes?
"Advertidas, con ayuda de sus maridos y conscientes del acto altruista de traer un hijo al mundo"
Bueh, ahí tenemos un hermoso remate, con la confirmación de que los padres "ayudan". No participan en algo en el que tienen un 50% de responsabilidad. No. Ayudan en algo que en realidad le corresponde a la madre.

En fin, los Nuevos Padres existen, no lo niego. Conozco a algunos. Pero hacer de esas excepciones una realidad social me parece demasiado apresurado

Sí, bueno, genial, los padres ahora cambian pañales y dan alguna mamadera, cuando los de hace 40 años no hacían nada de eso, pero, gente, estamos en 2013, ¿hasta cuándo nos vamos a caer de rodillas delante de los varones que lo hacen? ¿No es acaso su deber de padre? ¿Realmente les tenemos que dar una medalla cada vez que cambian un pañal o llevan a sus hijxs al colegio?

Aparte, eso de que hace 40 años no lo hacían es muy relativo: voy a tener 40 años, y por lo que me cuentan, mi papá y mi mamá se turnaban para cambiar pañales y dar mamaderas, y ambos trabajaban a mitad de tiempo para que unx de lxs dos siempre estuviera en casa.

Si mi padre lo hizo hace 40 años, ¿qué tiene de excepcional que algunos varones lo hagan en el 2013? 

¿No será hora de exigir una paridad real? Y, en lugar de babearnos y mirar como al Cristo resucitado a los varones que aceptan sacrificar cinco minutos de su precioso tiempo para cambiar un pañal, ¿no será tiempo, al contrario, de empezar a escandalizarnos de que solamente sigan "ayudando a la mamá en su desborde mientras no está en la casa"?

PD fuera de tema: eso de que traer un hijx al mundo es un "acto altruista". Sí, claro. Y no tenerlxs, ¿es un acto egoísta? Me encantaría conocer a una sola pareja que tenga hijxs por altruismo, y no para satisfacer un deseo propio, sea cual sea la naturaleza de ese deseo.

30 comentarios:

Matthias dijo...

Linda entrada, como siempre la gente hablando de ''igualdad'' cuando realmente no hacen nada mas que tapar el sexismo con color rosa, saludos desde chile.

libertad féminas dijo...

Increible!! Mejor explikado solo en persona me imagino. Dejemos de aplaudir unos pokos aktos de "ayuda". A nosotras no se nos aplaude ni se elógian nuestros contínuos cuidados...

Anónimo dijo...

me alegro de verte de nuevo en actividad basta :) espero que ande todo bien.


taaantas parejas q se me cruzan x la cabeza cuando lei la nota,y despues tu post... la verdad es todo un alivio q al fin este tema empiece a dejar de ser un tabu, por mas lento q sea. tengo un par de conocidas q me muero por preguntarles como se sienten con su nueva maternidad, pq son un fiel reflejo de lo q leemos aca, pero "las reglas sociales" me frenan mucho, es un entorno de gente en el q no etngo tanta confianza, pero me mata la intrigaaaaaa! sobre todo pq eran de esas chiacs q yo las veia y no parecian tan absorbidas por la convencionalidad de "COMO NO VAS A ETNER UN HIJO?", me sorprendieron cuando me dijeron q ademas fueron buscados, pero bue...espero q ellas esten bien...y q sus parejas no las ayuden: QUE SE HAGAN CARGO CARAJO MIERDA!!!

mara

mamisepa dijo...

Pues yo reconozco que con esto he cambiado un poco el chip. Antes me indignaba, y exigía para ¡YA! la igualdad. Pero he decidido apoyar a los que se implican, en lugar de exigir más a los que no se implican. Creo que a la larga, la gente se puede sentir más motivada ante las alabanzas que ante las críticas. No quiero decir que tu escrito me parezca mal, eh, sólo te doy mi visión del tema.

Ah, y otra cosilla interesante sobre los "padrazos" que "participan en la alimentación del bebé" dando biberones. Además había un anuncio así, yo no llegué a verlo pero me lo contaron. Esa igualitaria experiencia suele consistir en que:

- La madre hierve el agua, mira la temperatura, cuenta los cacitos de leche, los echa en el biberón, comprueba bien la temperatura, recoge el bote de leche en polvo, y le entrega al "padrazo" el biberón preparado. Cuando el padre finaliza de dar ese bibe, deja el bibe en el fregadero para que lo limpie la madre.

Ostras, yo así también quiero "participar al 50% en la alimentación de mi hijo".

Eso sí, esos padres tan ansiosos por dar biberones, ¿cuántos purés preparan luego? ¿Cuántas veces friegan la -dichosa- batidora (una de mis épcocas más odiosas)? ¿Cuánots preparan ellos la merienda del cole de los niños? ¿La cena? etc etc

Enrique dijo...

Es cierto, como indicas, "que el embarazo, el parto, el posparto, la crianza, pueden ser dolorosos, deprimentes, aburridos o angustiantes", y obviamente hay que anunciar tanto lo bueno como lo malo. Ahora bien, también tenemos que pararnos a pensar por qué a veces esas cosas son tan problemáticas y buscar solución. No vale con un "sí, bueno, la gestación, el parto y la lactancia duelen", y todo listo. No sé, yo no creo que el cuerpo de las mujeres sea defectuoso y por defecto lleve a problemas al tener un hijo o una hija. Así que, sí, hay que anunciar ambas cosas, pero también comenzar a fomentar la seguridad de las mujeres, la masturbación femenina y el fortalecimiento del suelo pélvico para evitar los dolores mestruales; fomentar el ejercicio físico de las mujeres para que tengan la fuerza y la flexibilidad suficientes como para que no lo pasen taaan mal en la gestación; mandar a paseo a esos/as doctores/as que buscan sólo su propia comodidad a la hora de ayudar a traer niños y niñas al mundo; e informar de cómo dar una buena lactancia en lugar de decir, como siempre indica Mamisepa, "pues da biberón y ya está", pues eso también puede ser síntoma de problemas como la diabetes en la mujer que acaba de parir.

Desde luego, no se puede negar que en ocasiones se producen gestaciones extrauterinas, abortos espontáneos, complicaciones durante el parto, mastitis, etc, pero no debería considerarse como lo normal, como si el cuerpo de las mujeres estuviese enfermo por naturaleza.

En cuanto a lo de los padres... bah, hace tiempo visité una página en la que un hombre se quejaba de que le habían echado del trabajo por tomarse el permiso, y la suma mayoría de la gente le respondía "que se lo merecía, que eso es asunto de la madre y que adónde iba él pretendiendo ser una muejer". Así que sólo queda tener paciencia.

Yo sólo me quedo con una conclusión, por lo que observo en mis niños y niñas del colegio y en la sociedad: y es que me da que nos estamos topando con que las cosas de chicas siguen sin valer socialmente una mierda, y eso está dando lugar a que se está empezando a ver bien que las chicas hagan algunas cosas "de chicos", como fumar, beber alcohol, trabajar fuera de casa o fumar al fútbol, pero no se fomenta para nada que los chicos hagan cosas "de chicas", como llorar, jugar a las muñecas, barrer la casa o hacer de padre-padre.

Saludos.

pibitoiscoming dijo...

Qué buen blog!! Te pongo en mis favoritos :)

luv dijo...

Querida Basta:

Pasé a leer la nueva entrada que por el párrafo donde mencionas "(...)no todo es color de rosa en el hecho de tener hijxs, que el embarazo, el parto, el posparto, la crianza, pueden ser dolorosos, deprimentes, aburridos o angustiantes, y que es hora de decir la verdad a las mujeres sobre lo que les puede llegar a esperar." y me convencí de recomendarte un libro (que me ha parecido) feminista de la pluma de un "varón": Daisy Sisters, de Henning Mankell, del cual me faltan seis páginas para terminarlo.

Con cariño, Vera.

Don Electrón dijo...

¿El vínculo casi siempre mayor que un niño o una niña posee para con su mamá, no influye en el hecho de que la madre siempre se aboque más a las tareas "de cuidado"? ¿O me equivoco al decir que, en general, l@s hij@s son más "dependientes" de la madre que del padre? ¿Eso no tendrá causas al menos mínimas en caracteres naturales? No creo que forzando un cambio desde lo social creemos niñ@s igualmente dependientes del padre que de la madre.

Otra acotación: no creo PARA NADA en la estadística de los 10 minutos diarios. Me parece una generalización imposible de contrastar en la realidad. Que la mujer dedique más tiempo a los hijos que el hombre es innegable. Algunas están a gusto, otras no, y de éstas, algunas logran ayuda del padre y otras no. Pero esa estadística es bastante usada en este blog y, sinceramente, me parece bastante vaga. Ya bastante se han basado las investigaciones estadounidenses y europeas en encuestas impersonalizadas.

Bastadesexismo dijo...

"¿El vínculo casi siempre mayor que un niño o una niña posee para con su mamá, no influye en el hecho de que la madre siempre se aboque más a las tareas "de cuidado"?"

La cosa es exactamente al revés: lxs niñxs sienten más apego por sus madres porque son ellas las que se ocupan más de ellxs. Si esxs mismxs niñxs recibieran más atención de su padre, pues sentirían más apego por él.

"no creo PARA NADA en la estadística de los 10 minutos diarios."

Las estadísticas no son creencias: son estudios matemáticos. Si sabés leer francés, te di el enlace hacia el instituto de estadística que lo hizo. Allí podrás leer el estudio completo. Igualmente, no sé si entendiste realmente la estadística, no es que los varones se ocupen 10 minutos por día de las tareas domésticas, sino que en 25 años, han aumentado en 10 minutos el tiempo (de dos horas y pico) que dedican por día a las tareas domésticas.

Asterix dijo...

Efectivamente. Es 2013. No son los años 50. Si esta situación se mantiene es, principalmente, porque las mujeres lo permiten.

No sé ustedes pero nunca me he encontrado con una chica (o mujer) que a la hora de evaluar a un posible compañero para una relación a largo plazo situara "compartir la crianza de los hijos al 50% (o el trabajo doméstico)" entre sus primeras prioridades. La mayoría de las veces ni siquiera estaba en la lista.
Otros aspectos como qué tipo de trabajo tiene ese hombre, etc, toman prioridad.
El tema de la crianza al 50% rara vez aparece hasta que se han casado o incluso cuando ya el bebé está en camino. Estas cosas tienen que discutirse mucho antes en una relación. No se puede asumir que en una sociedad donde la mujer se ocupa tradicionalmente de los hijos, el hombre con el que estás saliendo vaya a ser la excepción de la regla. Pregúntale. Y después observa sus hábitos, porque la gente miente.

Saludos

Bastadesexismo dijo...

"Si esta situación se mantiene es, principalmente, porque las mujeres lo permiten."

O sea, si perduran los estereotipos de género, no es culpa de la sociedad, no es un problema compartido, no, no, es principalmente "porque las mujeres lo permiten".

Bueh. Qué imbéciles las mujeres, ¿no? Unas taradas impresionantes.

Ahora, si todas las mujeres fueran feministas, si todas las mujeres tuvieran consciencia de los estereotipos de género, si el 52% de la humanidad tuviera los ojos abiertos sobre el sexismo, ¿te parece que estaríamos donde estamos?

No me canso de repetir que el sexismo es un sistema, que todos y TODAS estamos inmersos en él, y que solamente con toma de consciencia del problema se podrán cambiar las mentalidades, y es lo que intento hacer con este blog.

Si no te movés, no podés sentir tus cadenas. La inmensa mayoría de las mujeres (y de los varones) no tienen idea de que están encadenados por una sociedad sexista, estereotipada y discriminadora.

Ahora, ¿qué te parece que pasa con las mujeres que, como yo, exigen un 50% real, no se conforman con un tipo que "ayude" o diga ser igualitario y en los hechos, minga, que buscan paridad absoluta en las tareas domésticas y el eventual cuidado de lxs hijxs?

Pues sí: la mayoría está soltera.

Ahí, dos posibilidades: o aceptás la soltería, te la bancás y preferís esperar a que aparezca algún extraterrestre feminista.

O no te bancás la soltería, porque no te bancás la soledad, y eso no tiene nada que ver ni con machismo ni con feminismo, sino con historias personalísimas, biografías particulares, recorridos únicos (nadie puede juzgar a alguien que no se banca la soledad), y te conformás con un tipo que te "ayuda".

Gracias por tus consejos, pero verás, tengo 38 años, y no te esperé para saber cómo elegir a una pareja ni qué hacer en caso de no encontrar a la excepción a la regla.

Enrique dijo...

"No sé ustedes pero nunca me he encontrado con una chica (o mujer) que a la hora de evaluar a un posible compañero para una relación a largo plazo situara "compartir la crianza de los hijos al 50% (o el trabajo doméstico)".

Bueno, pues te cuento: ni mi novia busca un tipo "fuerte", "agresivo", y todo eso que dijiste en otra entrada que tuviste que cambiar para poder ligar; ni le interesa quedarse todo el día en casa con la crianza solo para ella.

En serio, Asterix, que tú no te hayas topado con alguien con X características, no significa que no exista (te lo digo porque es lo que sueles tratar de dar a entender, o por lo menos lo que interperto que tratas de dar a entender).

Pero mira, para que puedas comprender muchas cosas de ciertas mujeres que acaban quedándose en casa, te recomiendo esta espectacular entrada que Mamisepa acaba de publicar:

http://losquevamoscontracorriente.blogspot.com.es/2013/01/por-que-triunfan-los-machistas.html

Saludos.

Asterix dijo...

@Basta

Yo no he dicho que las mujeres sean idiotas por permitir esta situación. He dicho que por lo general tienen otras prioridades cuando eligen pareja. El tema del cuidado de los hijos al 50% por parte de ambos padres ha salido ya en tantos medios de comunicación que no creo que para la mayoría de las mujeres sea una idea nueva. Pero como digo, no es una prioridad a la hora de escoger pareja.

Creeme que no pido a nadie nada que yo no haría. Como he mencionado en otras ocasiones, busco una mujer que esté agusto siendo la principal proveedora y la cosa está difícil.

Asterix dijo...

@Enrique

Por supuesto. Que yo no haya encontrado no quiere decir que no existan. Pero no encontrar a alquien así en la vida normal de una persona indica que como mínimo se trata de algo poco común (salvo que yo viviera en una parte del mundo/país que no fuera representativa de la sociedad en general, que no es mi caso).

Gracias por el enlace.

mamisepa dijo...

Jo, Asterix, ¿y no será que has buscado poco, siempre el mismo tipo de chicas y siempe en los mismos lugares? Porque aquí otra, que ANTES de plantearse el dejar los anticonceptivos, le dijo a su chico: "Mira, yo quiero que estés o que no estés, pero no quiero que 'me ayudes'. Nos ayudará mi madre, la tuya, una hermana, los vecinos,... pero tú eres el padre. Así que espero que estés ahí y seas padre. Y si no lo piensas hacer, avísame, para que yo sepa a qué atenerme".

En la actualidad, como dice BastadeSexismo, estoy soltera, y creo que voy a estarlo por mucho tiempo. Porque el hombre que me gustaría tener como pareja tiene que entrar en casa y ponerse a hacer cosas (habrá ropa suya que lavar, comida suya que preparar, y porquería suya que limpiar, digo yo). Además, no tiene que contármelo como un gran logro de la humanidad ("eh,mira, ¡he recogido mis calcetines!"); pues claro, eres adulto, no esperaba menos de ti. Yo no espero que nadie me de aplausos por ganarme mi sueldo, lo hago por mí (y por mis hijas, que para eso son menores de edad); igualmente, espero que un hombre sea capaz de lavarse su ropa por si mismo, no para que yo vea "la joya que tengo en casa". ASimismo, si tiene hijos, por supuestísimo el padre es él, yo no soy su niñera gratis. Yo le echaré un cable puntualmente, porque todo el mundo puede pinchar una rueda un día o estar enfermísimo un día, pero no los 365 días del año. Lo mismo espero de él, supongo que me ayudará un día en todo el año si justo me ha dado un ataque de apendicitis, pero yo pienso seguir ocupándome de mis hijas, que para eso las tuve y son MI responsabilidad, no la suya.

Y mira tú por donde, yo tampoco conozco ninguno así. ¿Me puedes decir por dónde andan estos hombres tan igualitarios?

Bastadesexismo dijo...

"Yo no he dicho que las mujeres sean idiotas por permitir esta situación. He dicho que por lo general tienen otras prioridades cuando eligen pareja."

No. Has dicho que la culpa es "principalmente" de ellas.

La mayoría de las mujeres no buscarán eso, exactamente como la mayoría de los varones no buscará una mujer independiente y libre.

Si dejaras de culpar a las mujeres, y empezaras a culpar al sistema sexista, quizás empezarías a encontrar una explicación a tu frustración por no encontrar a una mujer que acepte el reparto de las tareas que proponés.

Ahora, si buscaras en asociaciones feministas, quizás encuentres el tipo de mujer que buscás. Yo no creo encontrar en la sociedad "común" a un varón feminista.

El problema es que muchos varones feministas son homosexuales, no porque sea "de trolo" ser igualitario, sino porque los homosexuales también son víctimas de estereotipos de género, y tienen más consciencia de ello que los varones heterosexuales. O sea, es más fácil que un varón homosexual sea consciente de las discriminaciones, porque las sufre en carne propia, que los varones (que sufren algunas discriminaciones, pero en una medida muuuuuuucho menor, y en realidad son privilegiados en este mundo sexista).

Vos, al contrario, tenés más posibilidad de encontrar a una mujer feminista que yo a un varón feminista, porque proporcionalmente, hay más mujeres feministas que varones feministas (por la misma razón que los varones homosexuales).

Igualmente, no creo que lo que busques sea una mujer feminista, sino simplemente una mujer que acepte ser la que trae el dinero a casa mientras te ocupes del trabajo del hogar. Buena suerte con eso, porque la inmensa mayoría de las mujeres no feministas nunca aceptarán eso, precisamente por los estereotipos de género que les meten en la cabeza desde chiquitas.

Porque nuevamente, tu dificultad en encontrar una mujer así es producto de un sistema sexista. No de que las mujeres "no permiten" que cambie la situación.

Bastadesexismo dijo...

Evidentemente, quise decir: "es más fácil que un varón homosexual sea consciente de las discriminaciones, porque las sufre en carne propia, que los varones HETEROSEXUALES".

Asterix dijo...

@Basta

Quizá tengas razón, aunque en mi experiencia lo que he visto es interés por el 50/50 en las mujeres feministas, la idea de tenerlo todo (familia y trabajo). Quienes prefieren una relación de roles invertidos sigue siendo un caso minoritario (las habrá, pero no las he conocido).

En cualquier caso me costaría mucho entablar una relación con alguien que me considera un privilegiado por haber nacido con pene. Especialmente porque no entiendo como el género "privilegiado" tiene una tasa de suicidios tres veces más alta que el género "oprimido" en la mayoría de los países.

Ejemplos: Argentina y España

http://www.who.int/mental_health/media/arge.pdf

http://www.who.int/mental_health/media/spai.pdf

Bastadesexismo dijo...

Asterix: Enrique puso el enlace en un comentario hacia el texto escrito por un varón que explica por qué los varones son privilegiados en este mundo. Te invito a leerlo: http://www.stopmachismo.net/contraprivi.pdf
Si las mujeres no te pueden convencer, quizás un varón sí lo pueda hacer.

Te invito a leer también textos de antropólogas como Francoise Heritier, que explican cómo el machismo se remonta a la época del paleolítico superior y cómo este esquema se repitió hasta la actualidad.

Por otro lado, es normal que las feministas aspiren a un 50/50: aspiran a la IGUALDAD. No a la inversión de los roles. La dependencia económica, psicológica, que significa quedarse en casa a ocuparse de lxs niñxs sin ninguna retribución, ni vacaciones, ni aportes jubilatorios, no es algo que se les desee a los varones.

Lo ideal es compartir, no invertir roles.

Por último, sobre las estadísticas que das, lo que no dicen tus estadísticas es que en los INTENTOS de suicidio, las mujeres son muy mayoritarias (creo que triplican la cantidad de intentos entre varones). El tema es que, por los estereotipos de género, los varones suelen usar métodos más radicales, como armas de fuego o ahorcarse. O sea, no fallan. Y mueren más.

Las mujeres fueron elevadas para ser discretas, y esa discreción la usan incluso a la hora de matarse: menos ruidoso, menos sangriento (píldoras en su mayoría), y por lo tanto, menos mortales.

Hay que tener mucho cuidado con las estadísticas, porque con las cifras de muertes por suicidio, vos concluís que los varones tienen más depresiones y, por lo tanto, no pueden ser privilegiados. La realidad es que las mujeres hacen más intentos de suicidio que los varones, sólo que fallan más por los métodos empleados, también relacionados con los estereotipos de género (y por favor no me digas que lo hacen "para llamar la atención", porque esta teoría ha sido rebatida hace mucho ya).

Ahora no tengo tiempo de buscar el informe de la OMS que da las cifras (de 2012) pero hay varias notas en la red al respecto:
http://peru21.pe/mundo/oms-cada-40-segundos-persona-se-suicida-mundo-2041146

Enrique dijo...

Basta:

Se me ha pasado por la cabeza una cosa, frente a lo que dices de que "no todo es color de rosa en e hecho de tener hijxs":

En tu blog siempre veo que buscas igualdad en el trabajo con los hombres y dar a conocer que no todo es color de rosa en la crianza. Por un lado está bien, y veo por qué lo haces, pero por otro, ¿no corres también, quizá, un poco el riesgo de seguir mostrando "lo de hombres" como lo mejor y "lo de mujeres" como lo peor, y por tanto, de alejar a los varones de la crianza? Quiero decir, si trabajar es siempre lo bueno buenísimo y cuidar de tus hijos/as es un engorro... ¿cómo se les va a hacer apetecible a los chicos el implicarse en la crianza?

Y ojo, no estoy negando que los hombres tengan los privilegios con respecto al trabajo, ni que la crianza tenga sus puntos negativos. Pero me da que puede ser igual de negativo el poner la crianza como lo mejor, tal y como hacen las "súper mamás", como el mostrar tan sólo la cara amarga, tendencia del feminismo.

Besos.

No estoy diciendo que hayas dicho en la entrada que la crianza es lo peor. Lo digo como análisis global de tu blog.

Bastadesexismo dijo...

Es que los varones no tienen que implicarse en la crianza porque es algo positivo y apetecible, sino porque es su deber. Son padres tanto como las madres, y si les parece maravilloso cambiar pañales, preparar puré, y sacar mocos, buenísimo. Pero si les aburre/da asco/disgusta, pues también lo tienen que hacer.

Es un poco como las propagandas de aspiradoras que aspiran solas, en las que ponen a un varón: ahí sí, cuando ya no hay que hacer nada, cuando ya no es un trabajo engorroso, ponen a varones para promocionar una aspiradora. Cuando había que agacharse, hacer esfuerzo físico, etc., era trabajo de mujer.

No veo por qué habría que presentar la crianza como algo necesariamente apetecible para que los varones se impliquen. No se deben implicar porque es apatecible, sino porque son el padre de la criatura y es su deber implicarse, les guste o no.

En lo que sí acuerdo con vos, es en el hecho de que yo suelo ver como algo negativo las cosas físicamente femeninas (embarazo, parto, lactancia...). Me he dado cuenta de eso hace poco, y me he dado cuenta de que, más allá de mi rechazo a los mandatos patriarcales que obligan a las mujeres a querer ser madres sí o sí, también debo de ser de alguna víctima de ese mismo patriarcado que denigra todo lo "femenino" y hace que las mujeres sientan asco por su propio cuerpo y las cosas que produce (o puede producir) ese cuerpo.

Enrique dijo...

Sí, tienes razón. Y estoy totalmente de acuerdo. Yo veo el trabajo y las labores de crianza como un deber, además de que me gusta. Y siempre digo que hay que implicarse por deber, porque la educación obligatoria no debe consistir en la obligación de niños y niñas a recibir formación educativa, sino en la obligación de la sociedad a educar a las criaturas.

Pero por otro lado, no sé, siempre se suele decir a la gente que tiene que buscar hacer algo que le llene y le autorrealice; que haga periodismo, o biología, o química, si es su pasión, y se premia a quien llega a lo más alto y tiene un súper currículum. Pero si dices que tú lo que has hecho en la vida es conformarte con tener un pequeño trabajito para así sacar tiempo en cuidar a tus hijos/as y disfrutar de ellos/as, te miran como si hubieses perdido el tiempo. Y eso, por supuesto, es para mí un efecto también del patriarcado que ve "lo femenino" como algo de poco valor.

Y claro, si varones y mujeres somos víctimas del patriarcado, y la crianza se muestra sólo desde el punto negativo, entonces primará el rechazo por la crianza al sentido del deber. O sea, que mientras siga sin tener valor, pretender que un varón se abra los ojos y se implique, será como tratar de hacer ver a una mujer que no tiene por qué maquillarse necesariamente.

No sé si me explico lo que quiero decir. Aunque puede que también esté usando una lógica un poco rebuscada o absurda, jajaja.

Saludos.

Luli dijo...

Me encantó tu blog!
Me parece que en esta pugna por revertir los estragos del patriarcado nos olvidamos que los niños también son sus víctimas. Forcejeamos por reposicionarnos en la escala de poder sin entender del todo que estamos perjudicando la niñez con nuestra ausencia (de madres y padres por igual). A lo que voy es que hay una corriente del feminismo que reniega de lo biologicamente femenino,(embarazo, el parto y la lactancia)generando "mala prensa" a la crianza de los hijos. Da lo mismo teta que mamadera, pasar tiempo con nuestros hijos o no; he escuchado por ahi algo asi como que, en pos de lograr la igualdad en el campo laboral, es justificable dejar a los niños 10 horas diarias al cuidado de un tercero. Con esto no quiero decir que las madres nos debemos quedar encerradas en casa y no desempeñarnos profesionalmente, sino que apunto a no glorificar (ni hombres ni mujeres) al trabajo como fuente de reconocimiento y desarrollo personal. El mundo está patas para arriba, vivimos para trabajar y lo realmente importante queda relegado.
Las sociedades "matrísticas", previas al patriarcado se fundaban en la importancia de la crianza y la protección de la cría, algo que hemos perdido de vista por completo.
En fin, espero que se entienda mi idea, no tengo tu claridad para expresar lo que pienso!

mamisepa dijo...

Acabo de leer estos comentarios. Enrique, yo sí entiendo lo que intentas decir, y estoy muy de acuerdo. Sí, no estaría de más "venderles" a los padres lo bonito que es dormir al bebé en tus brazos, o que cuando aprende a andar, venga corriendo hacia ti,etc etc. Basta, ciertamente, es su obligación hacerlo y lo tienen que hacer. Pero si yo hago una cosa por obligación:
- la hago a regañadientes
- no me esforzaré mucho, sino lo justo e imprescindible para ir tirando
- y además, si puedo buscar a otro que lo haga por mí (pagándole) pues lo haré

Por ejemplo, limpiar el WC también es necesario y tambien es engorroso. A mí no me vuelve loca de contenta tener que hacerlo. Por eso, cuando lo hago, lo hago porque no hay más remedio, además igual no lo hago tan a fondo como podría ser desable, pero con "salir del paso" me basta. Y si puedo pagar a alguien que lo haga por mí, pues lo hago.

El problema, para mí, es que los niños no son como el WC. Que limpie el WC otra persona, cobrando por ello, me parece perfecto. Sin embargo, yo creo que los padres (uso el plural genérico, me refiero a padres y madres) DEBEN pasar tiempo con su hijo, deben dedicarle atenciones, y todo eso no lo puede hacer otra persona cobrando. La tercera persona, que cobra,puede hacer cosas "materiales" y "palpables": cambiar el pañal, dar el biberón, lavar la ropa... Pero el hijo también necesita algo que no es palpable y que no se puede cuantificar, y es el hecho de percibir que sus padres siempre estarán ahí, que le quieren por encima de todo, y eso sólo se consigue dedicándole tiempo y atenciones.

Ahora soy yo la que tengo la duda de si esto último se ha entendido a donde quiero llegar.

Un saludo.

Bastadesexismo dijo...

mamisepa: no, no se ha entendido mucho! :-))

Empezás diciendo que si es por obligación, no necesariamente lo van a hacer bien.

Pero terminás diciendo: "DEBEN pasar tiempo con su hijo, deben dedicarle atenciones, y todo eso no lo puede hacer otra persona cobrando."

Y sí, no digo otra cosa. DEBEN hacerlo. Es su deber... Por eso mismo no veo por qué habría que tirarles flores cada vez que simplemente cumplen con su deber.

mamisepa dijo...

Basta, no se trata de tirarles flores cuando lo hacen, sino de que ANTES DE QUE LO HAGAN, aparte de recordarles que es su deber y que deben hacerlo sí o sí, contarles que aparte de una pesada obligación, también puede tener sus momentos bonitos; y que, por tanto, se acerquen a hacerlo, sin miedo y sabiendo que sacarán cosas positivas de ello.

por ejemplo, pongamos que es nuestro DEBER trabajar, porque tenemos que comer. sin embargo, se puede ver de 2 formas: como un pesado suplicio que no hay más remedio que pasar, durante muchas horas, haciendo cosas que no nos apetece nada hacer; o pensando que hay trabajos bonitos, que casi todos tienen su parte buena, y por tanto, además de cumplir con tu deber, puede ser que lo hagas con alegría y no sólo como "el coñazo inevitable". Claro, al trabajo de limpiar WCs no le encuentro la forma de venderlo de forma bonita. Pero al hecho de cuidar de TU hijo, sí. Porque es verdad que luego tiene cosas bonitas, que ellos se la dan a quien está ahí, porque ellos no saben quién ha comprado la leche en polvos ni quién friega el biberón ni quien llena la cuenta corriente. Los niños pequeños saben que hay una persona que está ahí, que les lee cuentos, que les limpia las heridas, y que les da un abrazo.

A ver si ahora...

Enrique dijo...

"Podemos quejarnos de que las rosas tengan espinas o alegrarnos de que las espinas tengan rosas" (Abraham Lincoln). :)

samuel dijo...

son tan tasias que eligen al hombre y luego se quejan

Enrique dijo...

¿Las mujeres eligen a los hombres? Oh, yo pensaba que son las parejas quienes se eligen entre sí. No sé, cuando yo decido seguir o no mi relación con una chica, estoy eligiendo.

Y bueno, veo que debes creer algo así como que las personas se conocen al 100 % de primeras. Digo, porque pienso que es bastante razonable quejarse después y no en el momento de conocerse, puesto que hasta que no llevas un tiempo con una persona, no conoces cómo es.

Si es que tienes razón: las tontas son las mujeres, que no han desarrollado poderes mágicos para preveer el futuro, en lugar de serlo los varones que no se implican con sus hijos/as.

mamisepa dijo...

Enrique, qué buena la frase de las rosas y las espinas, me la he copiado en el blog. Slds.